Buscar
  • Maria Urieta G.

La importancia de los pensamientos

Todos sabemos qué son los pensamientos ¿no?. Es la capacidad que tienen las personas de formar ideas y representaciones de la realidad en su mente, relacionando unas con otras.

Cada día tenemos más de mil pensamientos diferentes, sin embargo, muchas veces, no somos conscientes de la importancia que tienen en nuestras acciones y nuestra actitud.


Cuando empecé a tener ansiedad, tenía un continuo run run en mi cabeza que me decía: "No hagas esto que te producirá un ataque de ansiedad" o cuando perdí a mi madre, mi pensamiento más recurrente era: "Ahora estás sola, y nadie te va ayudar". Después de un tiempo, esos pensamientos iban adquiriendo más connotaciones negativas, y cuando estaba emocionalmente más débil lo que me repetía en mi cabeza era: "No vas a ser nada en tu vida, tienes que conformarte con lo que tienes y asumir que eres una pringada".


En esos momentos, ni me molestaba en controlar mis pensamientos. Simplemente dejaba que gobernasen en mi cabeza y trataba de vivir el día a día de la mano de la negatividad. Dejé de hacer actividades que me gustaban por miedo a sufrir un ataque de ansiedad -especialmente deportes-, sentía que mi vida era una mierda y que no podía hacer nada para evitarlo.

Cumplía mis obligaciones, si, pero mi actitud era eso, una mierda. Era irascible la mayor parte del tiempo, me picaba por prácticamente todo, discutía a la mínima creando conflictos de manera continua -Creedme, tengo mucho mucho genio-. También veía como me tomaba todo de manera personal, y hacía un mundo de cualquier cosa. Ese era el círculo vicioso en el que estaba viviendo en mis meses más duros.


Y, desgraciadamente, no seré la única que ha visto cómo sus pensamientos hacen mella en su vida y su actitud. Una de las formas más simples de explicarlo es con los defectos físicos.

Mi constitución no es delgada. Mis hombros son anchos, mis brazos y piernas son fuertes. Tengo las caderas y los glúteos anchos. Nunca he tenido menos de una 38 ni la voy a tener, y ahora mismo, lo asumo y soy feliz con ello.

Sin embargo, cuando era más adolescente, estaba un poco acomplejada. Me decía a mi misma algunas veces, no te pongas eso porque se te ven mucho los hombros. O no te pongas falda corta porque tienes las piernas muy marcadas. ¿Os suena?


Todos esos complejos los desarrollamos debido a nuestros pensamientos. Si nos decimos constantemente que, tenemos muy feos los brazos, vamos a llevar ropa para taparnos eso que nosotros, consideramos un defecto. Y vivimos acomplejados por algo que no podemos cambiar. Quizá dejamos de llevar ropa que nos gusta porque consideramos que no tapan de manera adecuada nuestros defectos.






Los pensamientos son los que crean nuestras emociones, y depende de las emociones, nuestras acciones serán unas u otras. Es decir,


Pensamiento - Emocion = Acción


Si pensamos de manera continua que nuestra vida no es plena por que no tenemos un ferrari, vamos a crear emociones de incomformismo y tristeza por la falta de ese bien material. Por lo tanto, vivimos tristes por que no tenemos el ferrari. Pero... ¿Realmente necesitamos ese ferrari? ¡NO! Sólo es algo que pensamos que necesitamos. Pero no es así.

Es complejo. Pero está claro que lo que pensamos incide de manera directa en nuestra calidad de vida. Nunca me había dado cuenta de la gran importancia de los pensamientos hasta que leí Tus zonas erróneas de Wayne W. Dyer. En ese libro me dí cuenta de cómo mi manera de pensar estaba afectando directamente y de manera muy profunda a mi calidad de vida. Así que empecé a cambiar la forma de pensar.


Mi psicóloga me recomendó su lectura, y aunque es algo pesado de vez en cuando, aprendes mucho sobre cómo mejorar tus pensamientos y así tu calidad de vida. Te ayuda a creer más en ti misma, en dejar que los echos determinen tu estado emocional, y sobre todo te enseña a cómo funciona nuestro cerebro. Por que también los pensamientos negativos inciden en nosotros de manera física,y eso muchas veces nos limita.


Pensad en los nervios. Si os repetís muchas veces, estoy nerviosa, estoy nerviosa... al final vas a estar nerviosa, y vas a desarrollar síntomas de nerviosismo. O lo mismo me pasaba a mi con la ansiedad, cuando pensaba constantemente que tenía ansiedad... BOOM la ansiedad aparecía y mis síntomas físicos brotaban.


Cambiar los pensamientos negativos de un día a otro no es posible. Lo siento. Necesitamos constancia y practicar una serie de ejercicios de manera continua para establecer una mentalidad positiva cada día.


Lo que me ayudó muchisimo fue escribir mis emociones, y todavía lo sigo haciendo. Tengo un cuaderno donde escribo prácticamente todos los días las emociones negativas y las transformo, usando la lógica, en positivas. Por ejemplo,


Me he engordado cinco kilos en una semana. Mi parte negativa me dirá que ya no me puedo poner la misma ropa porque no me sienta bien y que tengo que ir al gimnasio porque me voy a poner gorda. El resultado es que la seguridad en mi misma descenderá, dejaré de llegar el vestido que me gusta porque no me sienta bien con 5 kilos más.

Ahora bien, ¿Qué me diría la parte lógica? Ha sido una época más sedentaria porque has tenido más trabajo, todo el mundo sube un poco de peso de vez en cuando, es normal. Cinco kilos no van a determinar lo que te puedes poner. ¿Vas a dejar de ponerte el vestido que más te gusta por eso? No. ¿El resultado de nuestras acciones? Asumimos que es algo que no puede determinar nuestro estado anímico y seguimos nuestra vida como si nada, siendo igual de felices que antes.


Cuando empiezas a controlar tus pensamientos, y los conviertes en positivos, tu vida cambia. A día de hoy, a mi todavía me cuesta bastante, y trabajo cada día para tener pensamientos positivos y pensar de manera lógica y racional los problemas. Así, me doy cuenta de que pase lo que pase, puedo ser feliz igualmente y tener actitud para comerme el mundo.


Para ello, os dejo un video que os ayudará a cómo convertir tus emociones negativas en positivas. Probadlo durante 15 días y veréis cómo vuestra vida empieza a ver la diferencia.


Os dejo el enlace;

https://www.youtube.com/watch?v=G7YvPl0J3UY&t=11s




¡Nos vemos el miércoles!

42 vistas